La Solana-Azuqueca (0-0): Sumar y no restar

Once titular que empató contra el Azuqueca                                                                   Foto: CF La Solana

               Aurelio Maroto

            ¿Un punto que entra o dos que se van? Más bien lo primero. El CF La Solana empató con el Azuqueca en La Moheda en un partido de máxima exigencia (0-0). Hubo que hacer muchos quiebros en la primera mitad para evitar ser corneado. También en el arranque de la segunda. En ambos casos, emergió la figura de Jesús Monreal, inmenso para sostener la faena sobre un océano de piernas visitantes. Después, el viento cambió, el morlaco aplacó su ímpetu y los amarillos tuvieron su momentum. Solo la falta de puntería a la hora de la verdad, cuando había que estoquear, les birló el triunfo en el último tramo. Así es la suerte suprema, también en el fútbol. Mejor tablas que una cogida. En esta ‘súpertercera’ todos son miuras.

            Daba gusto ver La Moheda. Más de 500 fieles volvieron a colorear el coliseo amarillo. Hay ganas de fútbol otra vez. Enfrente, dos equipos con objetivos teóricamente diferentes. Kiko Vilches decidió dar entrada a David Sevilla y Raúl juntos, a fin de proteger más el balón. Arriba, Javi López era el llanero solitario. La estrategia no salió bien. Sergio Rubio conocía bien a su adversario. Nada de espacios para dejarle maniobrar y encarar. Así que mejor apretar en tres cuartos y abortar la creación local desde su propia guarida.

No había tregua y los azudenses exprimían su buen pie para circular en velocidad y encontrar espacios por banda. La defensa -y el medio campo- tuvo que multiplicarse para taponar las vías de agua. Llegaron las primeras ocasiones, sobre todo una de David Carballo que Monreal desvió con apuros. Comenzaba así la exhibición del meta de Cinco Casas. La Solana sufría, forzando tarjetas para Josema y Luque. Pero el Azuqueca no marcaba y esa era la mejor noticia a la hora de irse a vestuarios.

-1664741257522

La Moheda registró una buena entrada de aficionados

El segundo tiempo comenzó como el primero, más o menos. Los rojinegros dispusieron de dos ocasiones muy claras, una de ellas en los pies de Domenech, que Monreal abortó haciendo la parada del partido, y casi de la temporada. Fue un punto de inflexión. La Solana calmó el tempo del encuentro y las sensaciones cambiaron. Para entonces, Kiko Vilches ya había removido el banquillo. Jesús Moreno dio consistencia atrás, y tanto Reyes como Vicente agitaron el juego de ataque. Cuando Guille fue expulsado por una dura entrada a destiempo sobre David Sevilla (m.83), el partido ya era más local que visitante. Y ese lance acabó de volcarlo. Todavía estarán lamentando Juan, Almarcha y Javi López las tres ocasiones de que dispusieron en esa recta final. En honor a la verdad, no hubiera sido justo, aunque en fútbol esa palabra sea completamente vana.

Contentos con el punto

En rueda de prensa, Sergio Rubio destacó la gran primera parte de su equipo y lamentó no haber acertado en alguna de las ocasiones que tuvieron. Pero dijo irse contento de La Moheda, tanto por el juego como por el punto cosechado. Sobre La Solana, fue claro: “Un equipo de Tercera División con jugadores de Tercera División”. Buen cumplido.

Kiko Vilches tampoco hacía ascos al empate. Insistió en que no son del todo malos en esta liga tan apretada y que sumar siempre es importante. No tuvo reparos en afirmar que el rival fue mejor en la primera mitad, pero que sus jugadores trabajaron muy duro y al final pudieron perfectamente llevarse el partido. En líneas generales, se le ve contento con el arranque liguero de su equipo. Y más allá de los resultados, con el desempeño general. Si es una cuestión de sensaciones, la cosa parece clara: La Solana es competitiva en esta cacareada ‘súpertercera’.

Ginaid, un culebrón inesperado

Preguntado por el caso de Ginaid Aruna, que aún no ha podido debutar, el técnico reconoció que es una situación compleja y que preocupa mucho. Al parecer, el futbolista aún pertenece a un equipo de su país natal, Ghana, y el transfer no llega. Lo curioso es que nadie advirtió al CF La Solana sobre este particular, o el club no anduvo fino para conocer ese particular. Una de dos, sino las dos. La realidad es que el delantero centro africano lleva en La Solana desde finales de agosto, está entrenando con normalidad, pero no puede jugar. Y lo peor es que no hay fecha segura para que lo haga. El contratiempo deportivo es evidente. Y el lío administrativo también. Vilches quiere al jugador. Le ve entrenar, ve su integración en el vestuario, y no duda que Ginaid, con experiencia en Segunda RFEF, es su hombre. Sin embargo, admite que esta situación no se puede prolongar. “Yo creo que esperaremos hasta esta semana y si no se arregla tendremos que tomar una decisión”.

Ficha técnica:

La Solana: Monreal, De la Hoz, Diego Sevilla, Ángel Luis, Raúl (Vicente, 66’), Javi López, Luque, Juan (Jesús Moreno, 55’), Pirri (Almarcha, 86’), Josema (Reyes, 55’) y David Sevilla.            

Azuqueca: Miguel Ángel, Víctor Arribas (Manu, 63’), Rubén, Gonchi, Domenech (Titi Maiga, 83’), Borja Cabanillas, Carballo, Migallón, Lucas, Arroyo y Sebas (Guille, 68’).

Árbitro: Castell Orozco. Amonestó por parte local a Luque, Josema y Pirri, y a Sebas y Miguel Ángel por parte visitante. Expulsó con roja directa a Guille.

Incidencias: Tarde calurosa en La Moheda. Unos 500 espectadores. Minuto de silencio por las víctimas de Indonesia.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*